9/3: FUNCIÓN DE APERTURA CINÉFILO 2012

HOY: FUNCIÓN DE APERTURA CINÉFILO 2012

Esta noche a partir de las 21 hs. daremos inicio a una nueva temporada de proyecciones. La película de apertura será el documental Z Channel: Una magnífica obsesión, de Xan Cassavetes, película sobre un intrépido programador de cine para la caja boba (más abajo, un texto de Santiago González Cragnolino a donde incursiona en el por qué de esa elección). Pueden además consultar nuestra programación completa de Marzo y Abril acá. ¡Los esperamos!

Z CHANNEL: UNA MAGNÍFICA OBSESIÓN

por Santiago González Cragnolino

Nuestra película de apertura, Z Channel, relata dos historias. Por un lado, la de un canal de televisión homónimo que existió en los ’70. Este canal programaba cine independiente, cine europeo, cine clase B; todo el cine que no pasaba el filtro de lo que demandaba el mercado masivo de la industria del cine. Por otro lado cuenta la historia de quien fuera su director de programación durante muchos años, Jerry Harvey.
Para ser justos, la historia es una sola. Como muestra el film, Z Channel nunca podría haber logrado la relevancia que llegó a tener sin el esfuerzo y la creatividad de Harvey. Él no era el dueño del canal, pero aparentemente era el capitán del barco: un cinéfilo apasionado, un tipo brillante y laburador. La película deja sentado que una vez que muere Harvey, en cierta forma muere el canal. O por lo menos el devenir de los acontecimientos se precipitó de modo tal que coincidieran la muerte de J.H. con la decadencia de la otrora importante emisora. Esto puede resultar meramente simbólico, o no. Pero para el documental no quedan dudas. Decimos que el film deja sentadas estas cuestiones cómo hechos, porque según los realizadores del film estaríamos presenciando una serie de verdades inequívocas.
Veamos, Z Channel es casi en su totalidad lo que podemos llamar un documental expositivo. Una sucesión de entrevistas a personas directamente ligadas a Harvey, que nos cuentan su historia. Son las voces dela Historia Oficial del Z Channel, y de la historia de Jerry Harvey. No se trata solamente de compañeros de trabajo, familiares, novias, etc. También desfilan “figuras de autoridad”: Jim Jarmusch, Robert Altman y Quentin Tarantino (sólo para nombrar algunos). Cada voz, cada personaje, agrega algo a nuestro saber sobre que sucedió con Harvey y con el canal que dirigía.
Narrado cronológicamente, Z Channel, utiliza un recurso clásico: nos cuenta una historia de ascenso y caída a los infiernos. El documental nos informa sobre un hecho del mundo histórico y cuando ruedan los títulos finales, en teoría, sabemos un poco más que cuando comenzó la función. Sólo se trata de aceptar pasivamente como verdadero lo que esas cabezas parlantes dicen. Hasta aquí, parece la descripción de una película completamente banal en su forma y en su manera de aproximarse a la historia. Entonces la pregunta es, ¿por qué esta película como función de apertura? ¿Por qué largar el año con este film? Algo que no les contamos hasta ahora es que la directora es Xan Cassavettes, hija del gran John Cassavettes; uno de nuestros directores predilectos. Pero la elección no tiene nada que ver con el nepotismo. Lo que pasa es que Xan hace algo mucho más interesante que lo que deja ver una mirada desatenta. Para empezar el film larga con una cita de la escritora Willa Cather que dice lo siguiente:
“El corazón del otro es un bosque oscuro, siempre, sin importar lo cerca que ha estado del nuestro”
Así arranca la película, y esa frase pasa a formar parte inevitable de nuestro marco para pensarla. Si todo lo visto posteriormente indica que se trata de un documental clásico, dónde se nos demuestra una verdad incontestable, esa simple frase pone en cuestión los propios mecanismos que usa el film. Todos los testimonios que vemos no alcanzan para dilucidar que es lo que pasó con Jerry Harvey. Por qué termina su historia de la forma que termina. Queda entonces fuera de campo, fuera de todo, la verdad sobre qué pasaba con Jerry. Algunos seres queridos intentan brindar una explicación, aparece el típico psicologismo: padres abusivos, infancia atormentada, los problemas en el canal, etc. Pero allí terminan las verdades y sólo quedan las interpretaciones. El acto final de Jerry Harvey es un misterio y él no está más en la tierra para explicarlo. Los únicos testimonios de Jerry durante el film aparecen esporádicamente en una serie de voice-overs, sobre filmaciones en 8mm de bellas panorámicas de Los Ángeles. Siempre parco, el fantasma de Jerry habla sobre las imágenes pero, por supuesto, no nos deja ninguna pista. Los resquicios de la mente humana (el corazón, dice Willa Cather) siempre albergan algo desconocido.
Cada hombre y cada mujer carga con su propia historia y lo hace como puede, a veces casi a escondidas de sus personas más cercanas. Y nos encontramos finalmente, con que la relación de causa-efecto no alcanza para explicar los actos humanos. Aparece entonces el espejismo de una paradoja. Un film que elige una modalidad utilizada para explicarnos el mundo, pero que finaliza en un enigma. La paradoja no es tal, ya que el documental sí afirma: afirma el enigma, afirma el desconcierto. Lo valioso es ese puntapié para pensar en lo que no sabemos y para cuestionar lo que creemos saber.
Existen varias razones más para ver Z Channel. Elegimos señalar lo dicho más arriba porque es, desde nuestra mirada, una de las singularidades que encontramos en el film. Y esa búsqueda por la singularidad es una de las cosas que caracteriza a Cinéfilo. Y una de las cosas que nos hace sentir una enorme filiación con la tarea que desempeñaba Jerry Harvey y la gente del Z Channel. Desde un lugar mucho más modesto que un canal de televisión, con una sala en la que entramos como mucho 50 personas, pero que mantenemos con esfuerzo y dedicación.
Pero, vuelvo, la búsqueda es la misma. La búsqueda es compartir buenas películas, películas que no se ven, películas perdidas, películas con alguna particularidad que las destaque por sobre la monotonía de la oferta de cine que eligen pasar las salas comerciales. Películas cómo Z Channel. Sean todos bienvenidos, esperamos que las disfruten.
Esta entrada fue publicada en Funciones, Textos/Críticas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s